GTPmailings
¿Cómo empezar?

¿Empieza a estar Ud. interesado en la radioafición? ¿Querría saber qué es y qué hacer para iniciarse en esa actividad? Trataremos de explicárselo tan sucintamente como sea posible y le daremos una guía para que pueda descubrirlo por sí mismo.

Radioafición es interés por las comunicaciones de toda índole utilizando las ondas hercianas. Son radioaficionados quienes gustan de experimentar por sí mismos las posibilidades de establecer relaciones y contactos con personas de todo el mundo con medios radioeléctricos al alcance de sus posibilidades.

 Actividades


    > Concursos       > Radiopaquete
    > CW       > RTTY
    > DX       > Satélites
    > Diplomas       > SSTV
    > QRP       > VHF-UHF-SHF

Hay muchas maneras de comunicarse por radio. Desde la más sencilla y al alcance de todos, que es la radiotelefonía de corto y medio alcance en VHF (ondas métricas) hasta la seductora actividad de intercambio de imágenes con estaciones de otros continentes, pasando por la telegrafía Morse (absolutamente «viva» entre los radioaficionados) o los enlaces a través de satélites, las posibilidades son enormes.

La mejor manera de iniciarse en la radioafición es hacerse socio de algún radioclub cercano a su domicilio y hacerse explicar con todo detalle, cualquier actividad que allí se realice. Muchos radioclubes tienen miembros dedicados a esa labor didáctica, que realizan con gusto. En la página de Enlaces de Interés (Asociaciones y radioclubes) encontrará completa serie de direcciones electrónicas a donde dirigirse. Si, debido a su ubicación, no le es posible acercarse personalmente a ningún radioclub, la suscripción a CQ Radio Amateur le mantendrá regularmente informado de las actividades y de las últimas noticias de nuestra comunidad.

La operación de una estación de radio tiene dos vertientes posibles: la denominada Banda Ciudadana o CB (o «banda de 11 metros») en la que se otorgan licencias de uso sin más requisito que un trámite administrativo, o la licencia de Radioaficionado, que requiere superar un examen de aptitud. La primera permite las comunicaciones a corta y media distancia en solamente un estrecho margen de frecuencias del extremo alto de la onda corta y con potencia limitada, mientras que la segunda posibilidad autoriza las comunicaciones en nueve márgenes de la onda corta y con potencias de hasta 800 W (para la licencia de clase superior), lo que garantiza, prácticamente, un alcance mundial. El régimen del Servicio de Radioaficionado se regula por una serie de disposiciones legales.

Las licencias de radioaficionado son de tres clases: C o limitada, para principiantes, que tienen autorizados segmentos en las bandas de 80, 40, 15 y 10 metros y potencias hasta 200 Wpep; la de clase B o restringida, que autoriza la emisión en las bandas de VHF, UHF y superiores, con potencias de hasta 600 Wpep y la clase A o superior, que tiene todas las atribuciones posibles otorgadas al Servicio de Radioaficionados. Para obtener una Licencia de Radioaficionado es preciso estar en posesión del Diploma de Operador de la clase correspondiente. El Diploma y la Licencia son entidades independientes, aunque estrechamente relacionadas; así toda Licencia de estación es otorgada a un operador con Diploma, que es su responsable ante la Administración, pero un operador diplomado puede operar cualquier estación de su categoría. Para alcanzar el Diploma es preciso superar el correspondiente examen de aptitud. Encontrará el temario de examen en Instrucciones para la Aplicación del Reglamento.

 

 





 
Revista
Revista

Documentación
Documentos
Índice de artículos publicados

Bases concursos
Bases de concursos

Cómo empezar
Cómo empezar